Página del autor

Pincha aquí si quieres ir a la página del autor

domingo, 29 de diciembre de 2013

Pillados por unas fotos

Me robaron un Nexus 5, ahora lo tengo claro. Pues resulta que un par de semanas después aparecen unas fotos en mi Google como propias, y yo no las había tomado: me pongo a investigar y han sido tomadas con mi móvil, naturalmente por su nuevo usuario e ilegítimo propietario. La policía tiene ya todos los datos para dar con él, gracias a su vanidad, descuido e ignorancia tecnológica, o a una mezcla de las tres cosas. Distinto será que yo recupere mi terminal, pero me alegra poder contribuir a que los chorizos habituales vivan un poco menos tranquilos. También me gustaría hacerlo con otros de más tronío, pero no es fácil, la verdad.  

No hay comentarios: