Página del autor

Pincha aquí si quieres ir a la página del autor

domingo, 23 de junio de 2013

Sucumbí a la tentación

Y me compré un Huawei Ascend Mate  tras vender, no sin dolor, mi Nexus 4 que era casi perfecto, pero más pequeño que este enorme teléfono. Cuando fui a comprarlo ya estaba en los estantes el Samsung que es un poquito mayor (6,3 pulgadas frente a 6,1 o 167 mm de alto frente a 163), pero casi cien euros de diferencia y alguna otra característica de menos (de más tiene el 4G) me decidieron por la apuesta taiwanesa. Pequeños problemas al descender de Android 4. 2,  pero el 4. 1 Jelly Bean funciona muy bien, y el tamaño de la pantalla es una gran ventaja para mis ojos, que desde hace unos días son ya de abuelo, y para mis dedos que nunca han sido como los de mis nietas. Un rato agradable configurándolo y a ver qué tal marcha, que espero sea para bien. 

No hay comentarios: