Página del autor

Pincha aquí si quieres ir a la página del autor

sábado, 10 de septiembre de 2011

Libros y textos digitales

Me entero por la prensa, digital por supuesto, del fallecimiento de Michael Hart, creador del Proyecto Gutenberg y a quien  se tiene por pionero del libro digital. Me gustaría hacer una aclaración que es increíble sea necesaria: una cosa es digitalizar archivos, cosa muy buena pero relativamente automática, y otra, bastante distinta y más compleja, editar libros, aunque sean digitales. 
PG no contiene, propiamente hablando, libros, sino textos. Hay textos que se bastan, supuestamente, a sí mismos, pero son los menos. Lo que hace de un libro un libro es la autoridad que tiene su autor y, cuando se trata de un clásico, de un libro antiguo, o de un texto extranjero, sus editores, el traductor, el responsable intelectual, el editor en el sentido mercantil, las personas que nos garantizan que aquello es  realmente La Iliada,  El mercader de Venecia, o La dama boba. 
En Internet hay muchos textos digitales, pero apenas libros. Cuando los hay son innecesariamente caros, pero el uso de textos que no ofrecen las debidas garantías puede resultar todavía más caro que el abusivo precio que ahora es corriente. 
Llegará algún día en el que el 99 por ciento de las obras escritas en cualquier lugar y en cualquier época estén perfectamente disponibles, en ediciones actualizadas, y a un precio razonable, nunca por encima de los 2 o 3 euros. Sin embargo, hay muchos intereses que pretenden retrasar lo inevitable y, por decirlo todo, tampoco se sabe con certeza absoluta cómo habrán de ser las entidades que faciliten todo eso ni cómo será la economía del sector, qué será de las bibliotecas y de las sociedades editoras. Pero se sabrá, no les quepa duda. 

No hay comentarios: